06 Aug 2021

La oración transfigura nuestra vida

“Seis días después, Jesús tomó a Pedro, Santiago y Juan, y los llevo a ellos solos a un monte elevado. Allí se transfiguró en presencia de ellos.” (Mc 9, 12).

Hoy, celebramos la Fiesta de la transfiguración del Señor. Ese acontecimiento evangelico es de gran importancia y nosotros celebramos como oferta en la iglesia, el día que el Señor se transfiguró delante de los Suyos, como una anticipación de Su propia gloria final, de Su propia glorificación resucitado. La verdad es que la gloria del Señor está entre nosotros.

Aún siguiendo en nuestra vida cotidiana, mismo llevando nuestra cruz de cada día, mismo sin ignorar los dramas y las realidades de la vida, no podemos perder de vista la gloria que nos espera. El sufrimiento es parte de la vida humana, pero no es el destino final de la humanidad. El destino final de la humanidad que espera, confía y cree en Jesús es la gloria eterna.

La oración es la verdadera transfiguración del alma, del corazón y de la mente

El Cielo es una realidad que no podemos ignorar, y los Cielos está entre nosotros porque Jesús trajo el Cielo para cerca de nosotros, siguiendo en nuestro cotidiano, viviendo nuestra vida de cada día. La verdad es que así como el Señor llevó con Él, Pedro, Tiago y Juan, y los retiró, los llevó en un lugar separado, un lugar aparte, si queremos contemplar la gloria, si queremos realmente glorificar nuestra cruz de cada día, nuestra vida cotidiana es en la oración, es retirándose, poniendonose en un lugar separado, es saliendo de la multitudes de las confusiones, de las tribulaciones todas de la vida para volverse para la gloria del Señor, para volverse a la oración.

Lee más y conozca:
.:Intimidad con Dios: Palabra y Oración 
.:¿Existe la oración correcta y una que sea errada?

La oración es la verdadera transfiguración del alma, del corazón y de la mente. La oración nos lleva para Dios, no nos convierte personas aérea y perdidas. La oración no nos desencarna de la vida, la oración transforma nuestra carne en la presencia de Dios. La oración transforma las desilusiones en esperanza, la oración transforma cada gota de sufrimiento en gota de eternidad, la oración guía nuestra alma para el camino de la vida, la oración pone en el snetido del cotidiano, en el sentido eterno de cada día.

La oración transfigura nuestros sentidos, la oración nos da el don de la escucha de Dios, escucha de la Palabra, escucha del sagrado, escucha del Padre, del Espíritu, la escucha de Jesús. Es la oración que nos pone en la comunión con la Santissima Trinidad. La oración transforma nuestra mente, nuestro forma de hablar. Por eso, es necesario retirarse, es necesario salir de la agitación de las emociones para ponerse en la presencia unica de Dios.

¡Jesús transfigurado y Resucitado transfigura nuestra vida en el poder de la oración!

¡Dios te bendiga!


Padre Roger Araújo

Sacerdote de la Comunidad Canción Nueva, periodista y colaborador de la Página Canción Nueva. Contacto: padrerogercn@gmail.com – Facebook

Comentários

Pai das Misericórdias

Pedido de Oración

Enviar
  • Aplicativo Liturgia Diária

    Com o aplicativo Liturgia Diária – Canção Nova, você confere as leituras bíblicas diárias e uma reflexão do Evangelho em texto e áudio. E mais: você ainda pode agendar um horário para estudar a palavra por meio do aplicativo.