13 Jun 2020

Nuestras palabras necesitan tener autoridad y moral

“Digan sí cuando es sí, y no cuando es no; cualquier otra cosa que se le añada, viene del demonio” (Mt 5, 37).

¿Qué convierte una persona autentica y verdadera? El poder de tu palabra. La palabra de aquella persona, mi palabra, tu palabra es nuestra identidad. Cuando decimos que: Jesús es la Palabra eterna de Dios, es porque la identidad y la autenticidad de Dios es la Palabra de Él. Por eso, las personas escuchan a Jesús porque Él habla con autoridad de Su Palabra.

Cuando nuestra palabra no tiene autoridad y moral, porque un momento decimos una cosa, otra hora decimos otra; delante de la persona decimos así, por tras decimos de otra forma. Cuando estamos con un grupo, hablamos una cosa, cuando estamos con otro decimos otra cosa, es decir, vivimos las conveniencias y no tenemos una identidad. Esta es la peor de las inmoralidades.

Seamos personas autenticas, que nuestro ‘sí’ sea ‘sí’ y nuestro ‘no’ sea ‘no’, pero no seamos un momento de una palabra, otro momento de otra palabra, porque eso solo prueba que no fuimos aún maduros en la vida autentica que necesitamos tener y ser.

El Santo que celebramos hoy, Santo Antonio, en Pádua allá esta la lengua de él. Hace más de 800 años está allá la lengua de él conservada. ¿Sabes por que? En los treinta e pocos años de vida que Antonio vivió en nuestro medio, nunca mintió, nunca hablo mal de la vida de los demás y nunca utilizo su lengua de forma inconveniente, porque, la lengua de él esta conservada.

Las personas escuchan a Jesús, porque Él habla con la autoridad de Su Palabra

Bien que podría nuestra lengua representar lo que que somos de forma autentica. Bien que podría nuestra lengua saber moderar lo que sale, pero quien manda en nuestra lengua somos nosotros. Quien manda en nuestra lengua es nuestro corazón y nuestra mente, porque la boca habla de lo que nuestro corazón y la cabeza están llenos. Lo que nos llena es lo que sale de nosotros, por eso, Dios espera, el mundo espera y también esperamos unos de los otros: autenticidad, sinceridad, verdad y coherencia.

Busquemos y trabajemos en nosotros para sernos lo que esperamos del otro. Jamás nos ocultemos por tras de las palabras falsas, de adulación o seamos personas que no tiene autenticidad. Que Dios nos pueda dar, a cada día, la gracia de esforzarnos para ser ‘sí’ cuando es necesario ser ‘sí’ y ‘no’ cuando es necesario ser ‘no’. Lo que pasar de eso es diabólico, maligno y no es de Dios.

¡Dios te bendiga!


Padre Roger Araújo

Sacerdote de la Comunidad Canción Nueva, periodista y colaborador de la Página Canción Nueva. Contacto: padrerogercn@gmail.com – Facebook

Comentários

Pai das Misericórdias

Pedido de Oración

Enviar
  • Aplicativo Liturgia Diária

    Com o aplicativo Liturgia Diária – Canção Nova, você confere as leituras bíblicas diárias e uma reflexão do Evangelho em texto e áudio. E mais: você ainda pode agendar um horário para estudar a palavra por meio do aplicativo.